Recordando animes de mi infancia: Sakura, Kenshin y Utena

tantita frio¿Animes románticos?

¡Hola! Si la semana pasada os hablé sobre mis manías cuando escribo, esta semana quiero hablaros de  mi infancia, concretamente de los animes que vi y que a día de hoy siguen gustándome (jamás os recomendaría nada que no me gustara mucho XD).

En un principio quería hablaros de todos los animes que vi de pequeña, pero haciendo la lista he terminado con una tan kilométrica que era imposible publicarlos todos. Hoy solo os voy a hablar de los más significativos, ¿vale?

¿Preparados? ¿Listos? ¡Yaaaa!

ac4f906cf94d69efcc0b173a2ae82c69Mi top-1: El anime del que quizá esté a día de hoy más enamorada es Card Captor Sakura (Sakura, cazadora de Cartas). Lo amé cuando lo vi durante mi infancia y a día de hoy puedo verlo y me sigue gustando. Tengo los mangas (que ya tienen sus años) y soy una enamorada de las CLAMP (cuanto más viejas son sus historias, más me gustan). En casa colecciono las distintas figuras de Sakura con cada uno de sus vestidos (su mejor amiga Tomoyo se los hacía para cada una de sus batallas). Es una serie que puedo ver mil veces y la sigo disfrutando. No es para nada adulta, ¡para qué engañarnos!, pero como me recuerda tanto a mi niñez, ¡me trae muy buenos recuerdos!

En segundo lugar pongo a Kenshin, el grurouni-kenshinuerrero samurái. No solo porque la recuerdo de niña (aunque no creo que sea una serie apta para un niño :S) sino porque habla de Japón, de sus tradiciones y de su cultura. Es una historia que no puedes ver igual cuando creces. Quizá cuando eres joven crees que solo va de peleas entre buenos y malos, aunque la realidad es que va mucho más allá. Si os soy sincera a día de hoy me quedaría con las películas live-action que ya os comenté, pero como la entrada va de anime, lo pongo por aquí. La historia de Kenshin tiene de todo: el espíritu transcendente que desprenden los samuráis, amistad y romance. ¿Qué más se puede pedir?

utenaShōjo Kakumei Utena: el tercer lugar es para esta historia. Este anime siempre me ha gustado, pero a medida que he ido creciendo me he obsesionado más con él. Lo pongo en el tercer lugar porque en su momento no fue el número uno (era demasiado joven) aunque si ahora hiciera una lista de mis animes preferidos actuales la pondría en primer lugar. Tiene una historia muy interesante, original y adictiva. Posee muchos simbolismo y metáforas (lo cual me encanta) y la serie destila misterios por todos lados. Los personajes son espléndidos, jamás he visto una historia con personajes mejores. El opening y ending de la serie es excepcional y el final de la historia es lo mejor que ha existido nunca. Para mí este anime es de doce sobre diez.

♥ Y estos tres son mis tres animes predilectos hasta decir basta de mi infancia que hoy puedo seguir viendo. Ahora os hablaré de otros tres que no he vuelto a ver pero que de pequeña los disfruté un montón:

Ranma 1/2: me encantaba. Era muy divertido, ágil y entretenido. Aprendí con él que existía algo llamado artes marciales (los animes pueden ser muy educativos).

Sailor Moon: ¿qué niña no le hubiera gustado ser Sailor Moon? Si bien recuerdo este anime con cariño, hubo un momento en mi vida que la protagonista se me hizo algo pesada y allí terminó mi amor por esta historia. Una historia que creo que está destinada a los más jóvenes y nada más. (No la veo tan madura como Utena que puedes seguir disfrutándola después de la adolescencia).

Dragon Ball: aquí podríamos empezar a hablar sobre las distintas épocas de Dragon Ball; cuál ha sido mejor, cuál peor y todo eso. Pero algo innegable es que me he pasado muchas horas enganchada a ella y estoy segura que vosotros también. El universo Dragon Ball es enorme y aunque haya tenido mejores y peores épocas, no pasa desapercibido.

Y hasta aquí amigos. Estos son a grandes rasgos los animes de mi infancia que más me marcaron. Existen muchísimos otros que vi y que me gustaron (o no me gustaron tanto), pero creo que os he hablado de los más significativos. Cada uno me enseñó algo que para aquél entonces que desconocía: la cultura japonesa, heroínas con poderes mágicos, esgrima, etc.

Otro día os seguiré hablando de animes pero esta vez serán de mi adolescencia y más recientes. No solo veo animes románticos (que también he visto muchos), sino que me gustan los de peleas, artes marciales y muy especialmente, los que cuentan la historia de Japón. Creo que en versión anime he visto de todo, desde robots, fantasmas, fantasía, animales y cosas que me hubiera gustado no ver por lo “gore” que son. ¡Bendito internet!

¿Vosotros tenéis algún anime de vuestra infancia que os haya marcado?ovejita

Tags

Acerca de: Clover

¡Bienvenida a mi mundo plagado de soñadoras! Llámame CLOVER, soy la autora de este cuaderno, una ovejita más del rebaño, #cloveradicta, escribo historias románticas sin parar, atípica por convicción y amante de la libertad por fanatismo. ¿Te unes al rebaño de las que soñamos despiertas? (¡Desde este lado el mundo es un poquito más bonito!).

2 thoughts on “Recordando animes de mi infancia: Sakura, Kenshin y Utena”

  1. Koralita dice:

    hola , pase por tu blog y me gustó mucho. pues yo amo el anime , veia doraemon y sakura XD

  2. Clover dice:

    ¡Buenas Koralita! A mí también me encanta el anime, ya ves que a día de hoy sigo siendo fan de Sakura XD. Por cierto, ¡bienvenida al cuaderno! Ahora que sabes dónde está espero que sigas visitándolo. ¡Besos!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

CLOVER, la oveja más romántica te saluda

¿Cansada de buscar doramas románticos? ¿Buscas una mangaka shojo en concreto? ¿Te interesa un buen videojuego y no sabes por dónde empezar? La oveja Clover te lo pone fácil.




Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies